martes, 10 de febrero de 2015

Pueblo de cerezas y de viento...Los Antiguos.

Kilometro a kilometro vamos entrando en La Patagónica. Ya estamos  en Santa Cruz. Nos recibieron guanacos y ñandúes en la ruta. Al aproximarnos al LAGO BUENOS AIRES sentimos que estamos l lado del mar. Era tanto el viento que parecían olas de surf que se acercaban a las orilla del lago. Nos assustamos un poco con la idea de acampar así que conseguimos una cabaña economica. Las vistas de la montaña nevada mezclado con meseta, lago y río aturden por su belleza.
Si algo envidio de estos lugares son la tranquilidad con la que vive la gente. Puertas abiertas, no hay rejas, las bicicletas en la calle sin candado. Pero el clima es bravisimo. Viento constante, eterno compañero de este paisaje erosionado. Lo maravilloso es lo que el hombre hizo. Con arboles y un buen aprovechamiento del agua para riego con la creación de acequias lograron chacras donde se cosechan kilos y kilos de cerezas para exportación. Hay mucha dedicación en el riego y en el planeamiento para que haya lindos. Parques y espacios verdes.
Hoy visitamos varias chacras. Vida dura. Gente sonriente. Combinación rara par lo que estamos acostumbrados. De todo se aprende.

Mañana partimos para los Lagos Posadas y Pueyrredon. Veremos que nos depara la ruta y los vientos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario